¿Qué es una Due Diligence?

Tras un periodo de negociación y aproximación entre los vendedores y los inversores o compradores y una vez de que el inversor muestre un interés real, normalmente reflejado mediante una “Carta de intenciones” en la que se recoge precisamente la intención de adquirir la totalidad o una par te de una sociedad en determinadas condiciones, se abre un proceso denominado de “Due Diligence” o “Diligencias” en virtud del cual el adquirente de una empresa realiza, con explícito consentimiento y asistencia del vendedor, una detallada investigación de diferentes áreas del negocio que se quiere adquirir al objeto de conocer con mayor profundidad aquello que se desea adquirir.

Para la mayoría de los adquirentes ésta es la primera oportunidad de conocer el negocio en detalle.


¿Qué es una Due Diligence?

Tras un periodo de negociación y aproximación entre los vendedores y los inversores o compradores y una vez de que el inversor muestre un interés real, normalmente reflejado mediante una “Carta de intenciones” en la que se recoge precisamente la intención de adquirir la totalidad o una parte de una sociedad en determinadas condiciones, se abre un proceso denominado de “Due Diligence” o “Diligencias” en virtud del cual el adquirente de una empresa con explícito consentimiento y asistencia del vendedor, una detallada investigación de diferentes áreas del negocio que se quiere adquirir al objeto de conocer con mayor profundidad aquello que se desea adquirir.

Para la mayoría de los adquirentes ésta es la primera oportunidad de conocer el negocio en detalle.

Después de una Due Diligence

Tras la realización de la “Due Diligence” y en el supuesto de afloración de determinados pasivos ocultos, ambas partes deberían sentarse a renegociar determinados aspectos relativos a la transacción.

Se recomienda realizar una “Due Diligence” en cualquier tipo de transacción de compraventa entre empresas, si bien la dimensión de la transacción determinará el alcance y la duración de la misma.

Tras la realización de la “Due Diligence” y en el supuesto de afloración de determinados pasivos ocultos, ambas partes deberían sentarse a renegociar determinados aspectos relativos a la transacción.

Se recomienda realizar una “Due Diligence” en cualquier tipo de transacción de compraventa entre empresas, si bien la dimensión de la transacción determinará el alcance y la duración de la misma.

Porque se debería llevar a cabo una Due Diligence

El principal propósito de la “Due Diligence” es reducir el riesgo de la transacción aportando al comprador una evaluación independiente y detallada del negocio y revisando la existencia de posibles pasivos ocultos o contingencias en todas las áreas de estudio o revisión.

 

El principal propósito de la “Due Diligence” es reducir el riesgo de la transacción aportando al comprador una evaluación independiente y detallada del negocio y revisando la existencia de posibles pasivos ocultos o contingencias en todas las áreas de estudio o revisión.

 

Otras razones, podrían ser:

Desarrollar una estrategia coherente e informada de “post-integración”

Identificar y cuantificar sinergias que puedan ser explotadas.

Identificar cualquier pasivo oculto al respecto de las garantías aportadas, asuntos accidentales o posibles contingencias fiscales.

Determinar posibles contingencias medioambientales así como laborales referidas al personal del negocio

Otras razones, podrían ser:

Desarrollar una estrategia coherente e informada de “post-integración”

Identificar y cuantificar sinergias que puedan ser explotadas.

Identificar cualquier pasivo oculto al respecto de las garantías aportadas, asuntos accidentales o posibles contingencias fiscales.

Determinar posibles contingencias medioambientales así como laborales referidas al personal del negocio

¿Qué comprende una Due Diligence?

El proceso de “Due Diligence” varía de acuerdo con el tipo de transacción, la naturaleza del comprador o inversor y el grado de complejidad del negocio.

En general, un proceso de “Due Diligence” vendría a cubrir y a estudiar las siguientes áreas de la empresa:

 

  • El ámbito financiero y contable.
  • La calidad y efectividad de la dirección.
  • Aspectos tecnológicos.
  • Asuntos fiscales.
  • Asuntos laborales.
  • Asuntos legales.
  • Asuntos medioambientales.

El proceso de “Due Diligence” varía de acuerdo con el tipo de transacción, la naturaleza del comprador o inversor y el grado de complejidad del negocio.

En general, un proceso de “Due Diligence” vendría a cubrir y a estudiar las siguientes áreas de la empresa:

 

  • El ámbito financiero y contable.
  • La calidad y efectividad de la dirección.
  • Aspectos tecnológicos.
  • Asuntos fiscales.
  • Asuntos laborales.
  • Asuntos legales.
  • Asuntos medioambientales.

DUE DILIGENCE


Valoraciones de Colombia SAS

Dirección: Calle 126 # 7-26
Oficina 406 Torre 126
Celular: +57 313 376 0337
Teléfono: (+57 1) 322 2696
Email: jaime.morales@cvalora.co
Política de tratamiento de datos
Bogotá-Colombia



VALORACIÓN APROXIMADA

Informe de: 6 páginas aproximadamente.

Tiempo de Entrega: 24 Horas

Confiabilidad: +/- 70%

Finalidad o Interés: Conocer si la oferta de compra se ajusta al valor de la empresa. Saber si merece la pena poner la empresa a la venta.

Ideal para: Empresas cotizadas o no cotizadas con modelos de negocio similar a una empresa cotizada

Información Requerida: Estados financieros de los 3 últimos años cerrados. Estimación de cierre del año en curso.

×
VALORACIÓN COMPLETA

Informe de: 35 páginas aproximadamente.

Plazo de Entrega: 10 días laborales

Confiabilidad: +/- 80%

Finalidad o Interés:
Venta del negocio
Sucesiones generacional en el accionariado.
Fusiones y Adquisiciones entre empresas similares.
Situaciones donde el resultado de la valoración no vaya a ser rebatido en detalle.

Ideal para: Todo tipo de empresas.

Información Requerida:
Estados financieros de los últimos 3 años cerrados.
Presupuesto completo del año en curso.
Previsiones para los próximos 5 años, si se tienen.
Datos comerciales, operativos, tecnológicos, de dirección y personal.
Valoración o tasación de los activos inmobiliarios de la empresa, si se tienen.

 

×
VALORACIÓN A LA MEDIDA

Informe de:50 páginas aproximadamente.

Plazo de Entrega:3 – 6 Semanas

Confiabilidad:+/- 90%

Finalidad o Interés:
Fusiones y Adquisiciones.
Valoraciones judiciales.
Valoración a Medida de su modelo de negocio.

Ideal para:Empresas con modelos de negocio complejos o donde la finalidad de la valoración sea una negociación posiblemente delicada.

Información Requerida:
Estados financieros de los últimos 3 años cerrados.
Información necesaria para conocer a fondo la empresa y su funcionamiento.
Plan estratégico, si se tiene- Estados financieros de los últimos 3 años cerrados.
Información necesaria para conocer a fondo la empresa y su funcionamiento.
Plan estratégico, si se tiene.

×
VALORACIÓN DE MARCA

Los estados financieros tradicionales son cada vez menos ilustrativos de los activos que crean riqueza. 

Los activos intangibles tales como nombre de marca, patentes, recursos humanos, etc., están generando una cantidad reciente de riqueza

El detergente TOP es mejor que Ariel? ¡Es mejor Oma que Juan Valdez? Tal vez no, pero la marca de una compañía tiene el poder de diferenciar sus productos y servicios de los de sus competidores, incluso cuando eso productos y servicios sean exactamente los mismos. Cuando 70% por ciento de los clientes estas dispuestos a pagar más por la marca de su elección, se entiende por qué una marca fuerte es el activo más valioso de una compañía.  

Para liberar todo el poder de la marca, los directos tienen que dejar de considerarla solo como una táctica más de marketing. Deben verla   como un vehículo para el crecimiento de su compañía, la clave de la lealtad de sus clientes y la base de sus operaciones internas.

Cuadro 1: Claves de la valoración de marcas

Principio#1: La valoración de marcas es una opinión

Principio#2: El valor de la marca es una función de la rentabilidad y el riesgo

Principio#3: El valor de la marca es una función de la fortaleza de marca

Principio#4: Derechos imperfectos reducen el valor de la marca

Principios#5: El valor de marca es contextual

Principio#6: La metodología adecuada para valorar depende del objetivo

Principio#7: La valoración de marca bien entendida es multidisciplinar

 

 

×
Contáctanos
close slider

Contáctanos